Tweet about this on Twitter Pin on Pinterest Share on Facebook

La mamá gato sale con sus hijos para verse con su amigo. La reacción del perro es tan tierna.

La mamá gato camina por la calle con sus dos gatitos cuando de repente se encuentra con un viejo amigo. Y el viejo amigo es un perro. Pero el gato no tiene problemas con eso y deja que el perro salude bien a los hijos.  

La cosa es que parece como si la mamá gato quiere que el perro salude a sus hijos. Ella se pone al lado y deja que el perro juegue con ellos.

¡Qué momento tan lindo!

Si quieres ver más artículos como este ponle like al botón de abajo.

 

Leer más sobre