Madre no puede creer que su hija adolescente está embarazada – lo que le dice entonces el médico es genial

Madre no puede creer que su hija adolescente está embarazada – lo que le dice entonces el médico es genial

<script async src="//pagead2.googlesyndication.com/pagead/js/adsbygoogle.js"></script> <!-- ES_Underheadline_336x280 --> <ins class="adsbygoogle" style="display:inline-block;width:336px;height:280px" data-ad-client="ca-pub-5840994067977481" data-ad-slot="4548533658"></ins> <script> (adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({}); </script>
<script async src="//pagead2.googlesyndication.com/pagead/js/adsbygoogle.js"></script> <!-- ES_Underheadline_970x250 --> <ins class="adsbygoogle" style="display:inline-block;width:970px;height:250px" data-ad-client="ca-pub-5840994067977481" data-ad-slot="4605785654"></ins> <script> (adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({}); </script>

No queremos pensarlo ni creerlo, pero lo cierto es que los hijos no son siempre tan abiertos ni honestos con sus padres como nos gustaría.

Y esto lo vivió en primera persona la madre de esta historia cuando fue con su hija de 16 años al médico. 

El médico, que seguro que ha visto y escuchado de todo en su carrera, no pudo evitar hacer un comentario cuando esta madre de hija adolescente se negaba a creer que su hija estaba embarazada. 

Aunque no sabemos si es real o no, esta anécdota te va a encantar...

Todo comienza cuando una madre lleva a su hija de 16 años al médico. 

"¿Qué le pasa?", pregunta el médico. 

Madre: "Es mi hija Luisa. Tiene antojos y está engordando y se encuentra mal cada mañana".

El médico la examina y le dice a la madre: "Bien. No sé cómo decir esto, pero su hija Luisa en realidad está embarazada de 4 meses". 

La madre responde: "¿Embarazada? Eso no puede ser, ella nunca ha estado con un chico. ¿A que no, cariño?".

Luisa: "Claro que no, no le he dado ni siquiera un beso a nadie!".

El médico se aleja un poco y mira tras la ventana. Parece que contiene la respiración y unos minutos después se vuelve a acercara a ellas. Entonces la madre le pregunta: "¿Por qué mira por la ventana? ¿A ocurrido algo fuera?".

Entonces el médico responde: "No, no directamente. Pero la última vez que esto ocurrió una estrella cruzó hacia oriente, y tres Reyes Magos aparecieron por la colina y siguieron su estela. Y he pensado, ¡esta vez no me lo pierdo!".

¡Quién dijo que los médicos no tienen sentido del humor! ¡Comparte esta divertida anécdota en Facebook y regálale unas carcajadas a tus amigos!

 
<div id="taboola-below-article-thumbnails"></div> <script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({ mode: 'thumbnails-a', container: 'taboola-below-article-thumbnails', placement: 'Below Article Thumbnails', target_type: 'mix' }); </script>
<div id="taboola-below-article-thumbnails"></div> <script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({ mode: 'thumbnails-a', container: 'taboola-below-article-thumbnails', placement: 'Below Article Thumbnails', target_type: 'mix' }); </script>
<script async src="//pagead2.googlesyndication.com/pagead/js/adsbygoogle.js"></script> <!-- ES_Bottom_300x600 --> <ins class="adsbygoogle" style="display:inline-block;width:300px;height:600px" data-ad-client="ca-pub-5840994067977481" data-ad-slot="4398806055"></ins> <script> (adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({}); </script>
<script async src="//pagead2.googlesyndication.com/pagead/js/adsbygoogle.js"></script> <!-- ES_Bottom_970x250 --> <ins class="adsbygoogle" style="display:inline-block;width:970px;height:250px" data-ad-client="ca-pub-5840994067977481" data-ad-slot="8829005654"></ins> <script> (adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({}); </script>