Matan a su mamá y casi muere de hambre – ahora mira a este bebé rinoceronte tras su rescate

Matan a su mamá y casi muere de hambre – ahora mira a este bebé rinoceronte tras su rescate

<script async src="//pagead2.googlesyndication.com/pagead/js/adsbygoogle.js"></script> <!-- ES_Underheadline_336x280 --> <ins class="adsbygoogle" style="display:inline-block;width:336px;height:280px" data-ad-client="ca-pub-5840994067977481" data-ad-slot="4548533658"></ins> <script> (adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({}); </script>
<script async src="//pagead2.googlesyndication.com/pagead/js/adsbygoogle.js"></script> <!-- ES_Underheadline_970x250 --> <ins class="adsbygoogle" style="display:inline-block;width:970px;height:250px" data-ad-client="ca-pub-5840994067977481" data-ad-slot="4605785654"></ins> <script> (adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({}); </script>

La caza furtiva tiene graves consecuencias para nuestros ecosistemas y también para las vidas de sus víctimas animales.

El rinoceronte blanco es uno de los más amenazados. Los furtivos les dan caza por el valor de sus cuernos, muy demandados en el mercado negro por sus supuestas propiedades medicinales.

Estos cazadores ilegales terminaron recientemente con la vida de la mamá de Nandi, una bebé rinoceronte de apenas dos meses, que fue dejada vagando a su suerte en busca de alimento. Llegó a ser tal su desesperación que empezó a comer arena.

Si no hubiera sido rescatada y trasladada al Orfanato de Rinocerontes quién sabe lo que hubiera sido de ella. Por suerte, su recuperación ha sido espectacular.

Fuente

Nandi, tal y como la bautizaron y cuyo nombre significa “amor”, llegó al centro en muy mal estado.

Este orfanato fue creado para cuidar a rinocerontes cuyas madres fueron asesinadas por cazadores furtivos, algo que desgraciadamente pasa muy frecuentemente.

Fuente

Nandi estaba muy malnutrida y necesitaba leche. A su edad todavía tiene que hacer tomas diarias cada dos o tres horas.

Fuente

Sus cuidadoras hicieron todo para que esta adorable rinoceronte se recuperara, incluso durmieron con ella en su recinto para hacerla sentir más confortable y controlar su evolución.

Fuente

Le dieron una leche especial para ayudarla a expulsar toda la arena de su organismo.

Fuente

Poco a poco fue recuperándose. Ya casi ha eliminado toda la arena de sus intestinos y va integrando en su dieta alimentos sólidos.

Fuente

Y así fue ganando fuerza. Al recuperarse un poco empezó a dar largos paseos por el parque alrededor.

Fuente

Además encontró un nuevo pasatiempo: perseguir a su humana favorita, una de sus cuidadoras llamada Jamie.

Fuente

Es una alegría ver que Nandi ha logrado recuperarse tanto física como emocionalmente. Ojalá pueda ser liberada en su entorno natural muy pronto.

Si te gustaría ayudar a estos hermosos animales te invito a ver la página de Facebook del orfanato o hacer una donación a la Wild Heart Wildlife Foundation, organismo que financia este proyecto.

Por favor, comparte la historia de esta encantadora rinoceronte para generar conciencia sobre el mal que ocasiona la caza furtiva y la necesidad de proteger a estos maravillosos animales.

 
<div id="taboola-below-article-thumbnails"></div> <script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({ mode: 'thumbnails-a', container: 'taboola-below-article-thumbnails', placement: 'Below Article Thumbnails', target_type: 'mix' }); </script>
<div id="taboola-below-article-thumbnails"></div> <script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({ mode: 'thumbnails-a', container: 'taboola-below-article-thumbnails', placement: 'Below Article Thumbnails', target_type: 'mix' }); </script>