Tweet about this on Twitter Pin on Pinterest Share on Facebook

Parecía una boda más – hasta que un chico se levanta y… ¡Ojalá hubiera estado ahí!

Uno de esos días en los que no querría sorpresas inesperadas sería el día de mi boda. Tras meses de planificación y energía invertida en hacer que todo sea perfecto, una interrupción podría arruinar el día. A no ser que al interrupción sea como ESTA que me encontré por internet, que no hizo más que hacer que se convirtiera en una jornada memorable. Los invitados disfrutaron de lo lindo. 

La novia de este festejo, Shannon, quería hacer algo especial en su gran día, así que contactó con estudiantes de la escuela de música para dar a su prometido, Rick, y sus 130 invitados una sorpresa que llega directa al corazón. Cuando la novia recorre el camino hacia el púlpito con sus padres, parece una ceremonia común. Pero entonces... Empieza el show. Un joven de repente se para y empieza a cantar. Lo que pasa después seguro que ninguno de los asistentes lo olvidará.

¡Comparte este conmovedor video de boda!