Tweet about this on Twitter Pin on Pinterest Share on Facebook

Esposa quiere ver a su esposo moribundo por última vez, su mensaje telefónico conmueve a todos

La historia de Dalton y Katie Prager es triste y hermosa a la vez. Ambos estaban enfermos cuando se conocieron, pero su amor superó todos los obstáculos. 

Se conocieron en 2011 y se dieron cuenta de que tenían mucho en común, menos de un año después se casaron.

La pareja tenía prisa porque ambos sufrían de fibrosis quística. Según la Fundación para la Fibrosis Quística, esta rara enfermedad “causa una espesa y pegajosa acumulación de moco en los pulmones, páncreas y otros órganos”. Esto eventualmente hace que el cuerpo no pueda extraer los nutrientes de los alimentos. 

Dalton y Katie recibieron cuidados en hospitales diferentes en Estados Unidos, pero se llamaban cada día.

Ambos estaban en la lista de espera de transplante de pulmón. Incluso cuando estaban muy enfermos intentaron sacar lo mejor de su matrimonio y del amor que sentían el uno por el otro. 

Pero un día, la salud de Dalton empezó a empeorar.

Katie llamó como de costumbre a su marido, pero esta vez fue su madre la que atendió el teléfono. Le dijo que la condición de Dalton se había deteriorado en las últimas horas. Se sentía muy mal y no iba a sobrevivir. 

Katie respondió tomando una decisión drástica; eliminó su nombre de la lista de transplantes de pulmón, dado que ella estaba antes en la cola, ahora su marido estaba más cerca de conseguir pulmones nuevos.

Su decisión podría haber salvado la vida de Dalton. Consiguió nuevos pulmones y la cirugía fue bien. Medio año después, Katie consiguió nuevos pulmones y ella y Dalton esperaban iniciar una nueva vida.

Desafortunadamente no fue así. Unas semanas después, Dalton sufrió una infección viral que derivó en una neumonía. Katie quería desesperadamente ver a su marido, pero era muy riesgoso. Entran en contacto con Dalton amenazaba su propia vida, así como la de él. Sus defectuosos sistemas inmunitarios ya estaban trabajando a plena capacidad.

La condición de Dalton empeoró, al mismo tiempo, el cuerpo de Katie empezó a rechazar los pulmones.

Muy pronto, parecía claro que ninguno de ellos sobreviviría. La pareja decidió ignorar los consejos de los médicos y verse por última vez. Dalton empacó su bolsa y se dispuso a pasar las navidades con Katie. Era solo septiembre, pero no importaba. Ambos amaban las navidades y querían celebrarlas por última vez.

Se suponía que DAlton iba a ir el 17 de septiembre, pero nunca lo logró. Unas horas antes de salir falleció, rodeado de su familia y Katie a través de una videollamada.

Pero el mensaje de Katie después de la muerte de su marido no era triste, en lugar de eso estaba lleno de felicidad: “Prefiero tener cinco años e estar enamorada y completamente feliz que 20 años sin tener a nadie”, dijo a CNN.

Katie murió tan solo un día después del funeral de Dalton.

Esta es una historia muy triste, pero al mismo tiempo muy hermosa. Dalton y Katie se encontraron el uno al otro, se casaron, vivieron juntos y atravesaron juntos una seria enfermedad. 

Dejaron este mundo con tan solo días de diferencia y pueden estar eternamente juntos al otro lado.

Que descansen en paz.

 
 

Leer más sobre