Tweet about this on Twitter Pin on Pinterest Share on Facebook

Los médicos decían que su bebé sólo tenía un virus – pero los instintos de su madre son mejores

Nadie conoce mejor a sus hijos que sus madres. La mayor parte del tiempo las madres también son las que saben qué es mejor para ellos. 

A menudo cuando eres madre lo mejor es seguir tus instintos, y esta historia demuestra lo importante que es hacerles caso.

El vínculo entre madre e hijo no puede ser entendido, pero algunas veces puede significar la diferencia entre la vida y la muerte.

Para Christina Grimes, la salud de su hija Nadia es la cosa más importante en el mundo. Así que cuando Nadia empezó a tener problemas a la hora de comer, la llevó directamente al médico.

Tras examinarla, los doctores dijeron a Christina que tenía simplemente un virus, que se iría solo. Pero el instinto de Christina no estaba satisfecho y le decía que había algo más.

YouTube/KCCI

El vínculo entre Christina y su hija Nadia es tan fuerte que esta madre rechazó la opinión de numerosos médicos en busca de la verdad. 

Tras visitar a varios doctores, a Nadia se le diagnosticó una condición cardíaca extremadamente rara conocida como “anillo vascular”.

YouTube/KCCI
YouTube/KCCI

Esto significa que las arterias que rodean la garganta de Nadia crecieron anormalmente y finalmente generaron un “anillo” alrededor dificultándole mucho el tragar.

Nadia fue sometida a dos cirugías de corazón para corregir su problema. 

YouTube/KCCI
YouTube/KCCI

Pero afortunadamente, las operaciones han sido un éxito, y la valiente pequeña está bien y recuperándose – gracias a que su madre confió en sus instintos.

YouTube/KCCI

¡Qué mamá más lista y valiente por seguir su intuición! Por favor, comparte esto con los padres que conozcas para que tengan el coraje de hacer lo mismo si se da el caso.