Madre sin techo da en adopción a su hijo de 3 años. 7 años después descubre que nadie le adoptó

Madre sin techo da en adopción a su hijo de 3 años. 7 años después descubre que nadie le adoptó

<script async src="//pagead2.googlesyndication.com/pagead/js/adsbygoogle.js"></script> <!-- ES_Underheadline_336x280 --> <ins class="adsbygoogle" style="display:inline-block;width:336px;height:280px" data-ad-client="ca-pub-5840994067977481" data-ad-slot="4548533658"></ins> <script> (adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({}); </script>
<script async src="//pagead2.googlesyndication.com/pagead/js/adsbygoogle.js"></script> <!-- ES_Underheadline_970x250 --> <ins class="adsbygoogle" style="display:inline-block;width:970px;height:250px" data-ad-client="ca-pub-5840994067977481" data-ad-slot="4605785654"></ins> <script> (adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({}); </script>

Cuando era niña, Kris Smith fue dada en adopción y pasó su vida en hogares de acogida. Sufrió abusos que la llevaro a escaparse de casa con sólo 14 años y a los 16, viviendo en las calles, se quedó embarazada de su primer hijo, Matthew.

Años después, se quedó embarazada de nuevo y dió a luz a una niña, que murió siendo tan sólo una bebé. Tras su muerte, Kris cayó en una profunda depresión. Perdió su trabajo, su hogar y con 21 años terminó viviendo en un auto junto a su pequeño.

Desesperada, vió que no podía darle a Matthew, entonces de tres años y medio, la vida que merecía, así que decidió darlo en adopción.

Una decisión que la persiguió por siempre. Hasta que un día, algo cambió.

<script async src="//pagead2.googlesyndication.com/pagead/js/adsbygoogle.js"></script> <!-- ES_Between_300x600 --> <ins class="adsbygoogle" style="display:inline-block;width:300px;height:600px" data-ad-client="ca-pub-5840994067977481" data-ad-slot="8968606456"></ins> <script> (adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({}); </script>
<script async src="//pagead2.googlesyndication.com/pagead/js/adsbygoogle.js"></script> <!-- ES_Between_970x250 --> <ins class="adsbygoogle" style="display:inline-block;width:970px;height:250px" data-ad-client="ca-pub-5840994067977481" data-ad-slot="7559252058"></ins> <script> (adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({}); </script>

Un día, todavía viviendo en las calles. Kris sintió dentro de ella una renovada fuerza para salir adelante. Entró en un restaurante y fue lo más honesta que pudo con el dueño del local. Le dijo que no tenía dónde vivir y que necesitaba un trabajo. El hombre quedó conmovido por su sinceridad y decidió darle una oportunidad; le ofreció un empleo.

Así es como logró alquilar un apartamento, abrir una cuenta bancaria y rehacer su vida haciendo nuevos amigos. Poco después conoció a un buen hombre y se casó.

Kris admiraba la relación de su nuevo marido con su hijo, fruto de otra relación, y esto la animó a tratar de averiguar lo que había sido de su pequeño.

Ahí fue cuando descubrió, siete años después, la fatídica verdad: su hijo no había sido adoptado y vivía yendo de hogar en acogida tras otro. Lo que sucedió después es increíble y te invito a verlo en este video.

¡Por favor, comparte el conmovedor reencuentro de esta madre con su hijo!

 
<div id="rcjsload_0855f0"></div> <script type="text/javascript"> (function() { var referer="";try{if(referer=document.referrer,"undefined"==typeof referer)throw"undefined"}catch(exception){referer=document.location.href,(""==referer||"undefined"==typeof referer)&&(referer=document.URL)}referer=referer.substr(0,700); var rcel = document.createElement("script"); rcel.id = 'rc_' + Math.floor(Math.random() * 1000); rcel.type = 'text/javascript'; rcel.src = "http://trends.revcontent.com/serve.js.php?w=30897&t="+rcel.id+"&c="+(new Date()).getTime()+"&width="+(window.outerWidth || document.documentElement.clientWidth)+"&referer="+referer; rcel.async = true; var rcds = document.getElementById("rcjsload_0855f0"); rcds.appendChild(rcel); })(); </script>
<div id="rcjsload_0855f0"></div> <script type="text/javascript"> (function() { var referer="";try{if(referer=document.referrer,"undefined"==typeof referer)throw"undefined"}catch(exception){referer=document.location.href,(""==referer||"undefined"==typeof referer)&&(referer=document.URL)}referer=referer.substr(0,700); var rcel = document.createElement("script"); rcel.id = 'rc_' + Math.floor(Math.random() * 1000); rcel.type = 'text/javascript'; rcel.src = "http://trends.revcontent.com/serve.js.php?w=30897&t="+rcel.id+"&c="+(new Date()).getTime()+"&width="+(window.outerWidth || document.documentElement.clientWidth)+"&referer="+referer; rcel.async = true; var rcds = document.getElementById("rcjsload_0855f0"); rcds.appendChild(rcel); })(); </script>
<script async src="//pagead2.googlesyndication.com/pagead/js/adsbygoogle.js"></script> <!-- ES_Bottom_300x600 --> <ins class="adsbygoogle" style="display:inline-block;width:300px;height:600px" data-ad-client="ca-pub-5840994067977481" data-ad-slot="4398806055"></ins> <script> (adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({}); </script>
<script async src="//pagead2.googlesyndication.com/pagead/js/adsbygoogle.js"></script> <!-- ES_Bottom_970x250 --> <ins class="adsbygoogle" style="display:inline-block;width:970px;height:250px" data-ad-client="ca-pub-5840994067977481" data-ad-slot="8829005654"></ins> <script> (adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({}); </script>