Tweet about this on Twitter Pin on Pinterest Share on Facebook

Manada de perros ataca a anciana de 97 años – entonces un inesperado héroe aparece de la nada

El perro es el mejor amigo del hombre, lo sabemos de sobra, y sabemos también que la gran mayoría son buenos y cariñosos, pero desafortunadamente (como ocurre con cualquier especie animal e incluso con las personas) no siempre es así. 

Sin embargo nunca debemos culpar a los perros por su comportamiento y tenemos que ser conscientes de lo importante que es cómo el animal sea tratado y educado por su dueño. 

Obviamente la dueña de este perro tuvo mucho que ver con el comportamiento de su can cuando esta atacó a Sophie Thomas, de 97 años. 

A sus 97 años Sophie Thomas había vivido una larga y buena vida, hasta un día cuando se encontraba en su jardín quitando algunas malas hierbas, en su casa de Michigan, en EE UU.

© Youtube

Rápidamente el día se convertiría en una pesadilla, cuando Sophie fue víctima de un inesperado ataque. 

Según el periódico Digital Journal 4 perros se habían escapado por la ventana de la casa de su vecina. 

”De repente cuatro perros pitbull corrieron hacia mí, y daban vueltas a mi alrededor. Uno de los perros me embistió y me mordió. Conseguí golpearlo en la cabeza y el perro retrocedió. Entonces otro de los perro se aceró a mí y yo estaba muerta de miedo. Y de repente mi gata apareció de un salto”, cuenta Sophie Thomas.

La inesperada heroína, su gata Tiger, acudió al rescate de Sophie.

La valiente gatita se puso entre la anciana y los perros y estos comenzaron a perseguirla. 

© Youtube

Tras las rápida intervención de Tiger, Sophie corrió a meterse en su casa, donde podía por fin estar segura. La mujer limpió sus heridas, pero estaba segura de que Tiger iba a salir muy mal parada. 

Cuando miró por la ventana vio, para su sorpresa y felicidad, que Tiger esperaba en la puerta y quería entrar. 

“No sé lo que hubiera podido pasar si mi gata no hubiese intervenido”, dice Sophie. 

© Youtube

”Ella está siempre cerca de mí y me sigue a todas partes. Es muy buena conmigo porque sabe que estoy sola”, cuenta Sophie. 

La dueña de los perros, el vecino de Sophie, dice que lo que ocurrió fue que su hijo dejó una ventana abierta y los perros aprovecharon para escapar. 

La vecina insiste en que sus perros no son agresivos, pero tuvo que pagar una multa y los perros fueron puestos en cuarentena durante 10 días, escribe el diario Digital Journal. 

Gracias a Dios que todo acabó bien gracias al valiente Tiger.  ¡Comparte para recordar lo importante que es educar bien a nuestras mascotas!