Adolescente de 14 años se suicida – entonces el padre invita a los acosadores a su entierro

A los 6 años a Amy ”Dolly” Everett le ofrecieron una oportunidad que iba a cambiar su vida para siempre.

La linda chica recibió un contrato de modelo y fue fotografiada con un gran sombrero de Akubra. Los emblemáticos sombreros australianos son un símbolo de la naturaleza virgen en Australia.

Dolly pronto se convirtió en el rostro de la compañía y sus imágenes como modelo se difundieron por todo el país.

Pero la fama le costó un precio muy alto, un precio que nadie debería verse obligado a pagar jamás.

Y con solo 14 años de edad Dolly se quitó la vida.

Desafortunadamente, Dolly fue sometida a una intimidación brutal e intensa. El hostigamiento y el acoso se extendieron por la red y fue muy difícil para los adultos cercanos a ella descubrirlo.

Pero los padres si se dieron cuenta de que Dolly había cambiado y de ser la “chica más divertida del mundo” se convirtió en una adolescente nerviosa y aburrida, que apenas hablaba con nadie y que no quería ir a la escuela.

Según su madre, Kate, Dolly recibió durante años varios mensajes de chicos que la llamaban “puta” y “ramera”.

”Yo no sé si los chicos de 12 años saben lo que significa esto. No deberían saberlo. Yo le solía decir que aquello iba a pasar, que la situación iba a mejorar. Te adaptarás. Todos tratan de adaptarse, ellos solo buscan a alguien de quien cotillear. No te lo tomes tan a pecho”, cuenta Kate para News.

Como Dolly vivía en una granja en el campo, estaba un poco aislada, pero el acoso por red solo empeoró la situación.

Dolly’s Dream

Su padre, Tick Everett, dijo que su hija solo “quería escapar del mal del mundo” y que no podía más.

Dolly se suicidó el 3 de enero del 2018 por la noche.

Sus padres la describen como “la noche más larga de su vida”, solo pudieron sostener en sus brazos a su hija sin vida, mientras la ambulancia llegaba. Y tardó mucho tiempo en llegar, ya que la familia vivía muy lejos.

El padre,Tick Everett, sabe quienes son “esos seres malos” que acosaban a Dolly.

Unos días después del suicidio, el padre escribió un larga y emotiva carta sobre la vida de Dolly en Facebook.

El padre agradeció todo el apoyo recibido pero también se dirigió directamente a esos jóvenes que obligaron a su hija a suicidarse.

”Esta semana ha sido un ejemplo de cómo se deben usar las redes sociales pero también un ejemplo de como no se deben utilizar. Si podemos ayudar y salvar otras importantes vidas y evitar el sufrimiento de muchos entonces el destino de Dolly no habrá sido en vano”.

Describen a Dolly como “un alma generosa y bella”. Su familia enseñó incluso un dibujo que Dolly había hecho – una figura delgada inclinada hacia atrás.”

Se dirigió a los acosadores

El mensaje debajo de la pintura: “Habla incluso si tu voz tiembla”.

”Este poderoso mensaje describe el oscuro y aterrador lugar donde nuestro bello ángel había estado” escribe el padre.

El padre desafió también a los acosadores.

”En primer lugar: Aquellas personas que pensaba que esto solo era “una broma” y se creían superiores con ese continuo hostigamiento y acoso, mirad esta publicación. Por favor venir al entierro para ser testigos de toda la destrucción que habéis creado”

Dolly’s Dream

Y continuó desafiando a las “fuerzas positivas”. Pidiéndoles que no permitan que el acoso venza. Todos debemos luchar juntos para parar esto.

La empresa de sombreros Akruba, la cual hizo que Dolly fuera el rostro de su compañía, manifiesta en un comunicado que están preocupados y en shock. Y han comenzado también una campaña para difundir toda la problemática sobre el acoso.

La familia Everett va crear una Fundación con el nombre de su hija y se va a llamar “El sueño de Dolly”. Se espera que la Fundación obtenga el patrocinio de organizaciones sin ánimo de lucro y pueda contribuir a cambios positivos. .

La página en Facebook de la Fundación se ha llenado de tributos a Dolly y a su sueño para poder conseguir un mundo mejor.

Dolly’s Dream

El poder controlar la situación a pesar de las terribles circunstancias y al mismo tiempo luchar para poder marcar una diferencia, muestra la fortaleza de esta famlia.

Nadie debería enterrar a un hijo por culpa del maltrato, pero desgraciadamente ocurre todo el tiempo. 

Comparte la trágica historia de Dolly para así poner en evidencia este importante tema y que todos sepan las consecuencis que el odio en las redes sociales puede producir.

Si podemos hacer que muchos lean esto, quizás podamos evitar algún suicidio en el futuro.