Cantante detuvo su tratamiento para pasar sus últimos días en casa con su bebé y esposo

Los fanáticos de la música country pueden reconocer el nombre de Joey Martin Feek.

Joey era una cantante de música country y compositora que vivió una vida plena. Lamentablemente, en marzo de 2016 se despidió de este mundo.

Fue diagnosticada con cáncer cervical en 2014. Se embarcó en un agotador tratamiento y cirugía, y parecía estar libre de cáncer. Pero un año después, comenzó a sentirse mal de nuevo. Las pruebas determinaron que el cáncer había regresado, haciendo metástasis en su colon.

Una vez más, Joey se dispuso a vencer la terrible enfermedad, recibiendo tanto quimioterapia como radioterapia. Desafortunadamente, esta vez el tratamiento no fue tan efectivo.

Finalmente, Joey y su esposo Rory llegaron a la decisión conjunta de que ella dejaría el tratamiento.

En cambio, la pareja se enfocaría en disfrutar el tiempo restante que tenían. Su objetivo era ayudar a Joey a encontrar consuelo en sus últimos días.

View this post on Instagram

I'm sincerely heart broken after learning the news of country artist Joey passing today. Those who have followed her story in country music know it's been one of love, being in the moment, and living to the fullest. While cancer effects many of us personally, our families and our friends, it's our duty to embrace the little things in life such as a beautiful sunset, a child laughing, and telling someone you love them…just because! We will never get this time back. Life is a series of moments. Those that have been through it and have experienced it, know and understand it. It's up to us to honor those that are fighting the fight and to honor those that have lost their battle to embrace the here and now. I can't imagine how difficult it was for Joey to sing this song knowing she may not be here. It's raw and real and her memory will live on through her voice. Rory is blessed to have an amazing wife who had the courage to sing this song knowing that the end would come. As a woman who knows countless women who have been in this position & recovered, and now currently going through treatment & to those that we have lost….we owe it to them to embrace the small moments and at the same time live life to the fullest. I think "I hope you dance" by Lee Ann Womack sums it up. #breastcancer #cervicalcancer #cancersucks #roryandjoey #roryandjoeyfeek #i #cancer #cancerawareness #countrymusic#cervicalcancer #breastcancersurvivor #country #tennessee #indiana #liveinthemonent #omoravr #god @coachtomferry #loveyourwife #noregrets #realestate @roryandjoey #thesimplethingsinlife #countrymusic #cmasneedtohonorhere #tooyoung

A post shared by Ann Shumbo (@annshumbo) on

Joey se instaló en un centro de cuidados paliativos, donde podría estar cerca de Rory y su hija, Indiana, que solo tenía un año de edad.

La joven de 40 años pasó todo el tiempo que pudo con su hija Indiana y sus cachorros. Jugaron, se acurrucaron, hablaron y se rieron.

Hora de decir adiós

Lamentablemente, después de un tiempo, el cáncer comenzó a descomponerla y Joey necesitaba morfina para sobrellevar el dolor. Joey falleció en marzo de 2016, poco tiempo después del segundo cumpleaños de Indiana.

Rory, mientras tanto, sigue viviendo en la granja que compartieron junto con Indiana.

A continuación el video que se publicó de su despedida:

Si quiere desearle a su familia todo lo mejor en el futuro, comparte este artículo en Facebook en su memoria.

Descansa en paz, Joey Martin Feek