Carta de madre a su hijo de 13 años se hace viral – internet adora su enfoque de amor-firmeza

Niños, no importa cuánto lo intentes, no importa cuántas veces se intentes probar, la mayoría de las veces creen que lo saben todo.

Puede ser extremadamente frustrante para un padre tener que lidiar continuamente con esto, pero la carta de una madre a su hijo de 13 años, en la que aborda el hecho de que el adolescente piense que es aceptable tener sus propias reglas, se ha vuelto viral.

La madre, que publica en Facebook con el nombre de Estella Havisham, cree que el adolescente necesita aprender una lección. Y esta lección se ha difundido como la pólvora  por la red …

Cuando Estella Havisham decidió intentar enseñarle a su hijo una lección sobre cómo actuar a su edad (literalmente), solo pretendía que fuera visible para sus amigos y familiares en Facebook.

Shutterstock (el chico de la fotografía no tiene nada que ver con la historia)

Sin embargo, ella no sabía que la opción de “público” estaba abierta en su cuenta y la carta se compartió rápidamente. Antes de que se diera cuenta, se había difundido de forma viral por todo el mundo llegando a personas de diferentes lugares que reaccionaron en consecuencia.

En la carta, su hijo, Aaron, fue reprendido por tratar de ser un adulto antes de tiempo. Según the Huffington Post,  Estella estaba harta de que su hijo de 13 años tratara de establecer sus propias reglas, por lo que le advirtió que, si continuaba de esa manera, ella comenzaría a darle responsabilidades más acordes con el deseado estado.

La madre, hastiada, declaró que esperaba que compartiera con ella los gastos de la comida, el alquiler de la casa, y cualquier servicio de limpieza, incluyendo presumiblemente hacer las cenas y lavar su ropa.

La carta dice así:

“Creo que necesitas una lección de independencia. Como me has dicho a la cara que ya ganas tu propio dinero, será mejor que me pagues todas las cosas que yo te pagaba en el pasado. Si quieres tu lámpara/ bombillas o acceso a Internet, tendrás que pagar la parte de los gastos que te corresponden”.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

“También deberás tirar la basura los lunes, miércoles y viernes, así como barrer y aspirar esos días. Tendrás que mantener el baño limpio semanalmente, preparar tus propias comidas y limpiar la cocina después de usarla. Si no lo haces, te cobraré una tarifa de limpieza de 30 dólares por cada día que tenga que hacerlo yo. Si decides que prefieres ser MI HIJO otra vez en lugar de ser un compañero de cuarto, podemos negociar los términos.

En muy poco tiempo, la carta de Estella recibió 85.000 “Me gusta” en Facebook y se compartió compartió 160.000 veces. Respondiendo a aquellos a quienes no les gustó que avergonzara a la chico en la red les dijo:

“¿Por qué le avergoncé públicamente? No lo sabía. Fue un accidente. Quise publicar solo para familiares y amigos y ayer no podía entender por qué tenía más de 100 solicitudes de amistad. De hecho, pensé que tal vez mi cuenta había sido pirateada o algo así. Sí, podría eliminarla, pero muchas personas ya lo han leído y visto en este preciso momento.

Muchas personas en las redes sociales elogiaron rápidamente su postura dura. Además, parece que funcionó.

Al parecer, madre e hijo ahora tienen un contrato para mantener a Aaron bajo control y él ha aprendido a seguir sus nuevas reglas.

¿Piensas que la madre actuó de manera excesiva?  ¿O estaba justificado el derecho a exigir a su propio hijo tener reglas, expectativas y consecuencias?

Queremos conocer tu opinión, comparte tus comentarios en la casilla de abajo. ¡Si crees que esto fue una dosis sana de responsable paternidad, COMPARTE este artículo!