Tweet about this on Twitter Pin on Pinterest Share on Facebook

Niño de 5 años queda atrapado en su bañador – ahora su madre quiere advertir a los demás

Laura estaba de vacaciones, en la isla canaria de Lanzarote,  con su hijo de 5 años, Jack. Madre e hijo lo estaban disfrutando de unas buenas vacaciones cuando, de repente, un día el niño comenzó a llorar. Laura, lógicamente, se dio cuenta de que se sentía incómodo, y cuando le quitó el bañador a su hijo se quedó en shock. 

Facebook/LauraCollins

La red interior del bañador se había enredado alrededor del pene de Jack, y si no conseguía quitárselo, la cosa podría acabar mal. 

Laura pidió unas tijeras en la recepción para poder cortar la red, pero cuando el personal escuchó lo que había pasado le dijeron que llevase directamente al niño al médico. 

En los servicios de urgencias locales no le pudieron ayudar y Jack tuvo que se llevado a un hospital. 

Facebook/LauraCollins

Ya en el hospital, tuvieron que anestesiar de forma local a Jack para poder cortar la red y liberar sus genitales. 

Después lo mantuvieron en observación para asegurarse de que su uretra no había quedado dañada. 

Al parecer Jack no ha sido el primero en sufrir este tipo de accidente con su bañador, solo unas semanas después llegó otro niño con el mismo problema al mismo hospital. 

Facebook/LauraCollins

Ahora Laura quiere aconsejar a todos los padres que quiten la redecilla de los bañadores para que sus hijos no sufran los mismos daños. 

“Gritaba como nunca lo había oído gritar, es un sonido que ninguna madre quiere escuchar”, cuenta Laura al periódico The Mirror.

Jack siguió teniendo molestias durante un tiempo, pero no tardó mucho en recuperarse. 

Los fabricantes de los bañadores se han disculpado con Laura y Jack y dicen que van a investigar lo ocurrido. 

Facebook/LauraCollins

Comparte la advertencia de Laura para que todos los padres lo sepan y puedan evitar desgradables situaciones similares.