Niño con tos dona su pelo a niños con cáncer, luego los médicos descubren la horrible verdad

La vida no siempre se da como imaginamos. Tan sólo pregúntenselo a Torrin Breneman. Durante tres años invirtió todo su tiempo y esfuerzo ayudando a niños enfermos de una forma muy altruista: donando su cabello.

Pero entonces su vida dio un drástico giro y todo empezó con una tos persistente. Esta es una de las historias más poderosas que he leído durante mucho tiempo, y espero que todo termine bien para este maravilloso niño de 12 años.

 

Hace tres años, Torrin hizo un descubrimiento: muchos niños que tienen cáncer pierden su pelo durante el tratamineto. Aunque el principal foco de tratar el cáncer es, por supuesto, restaurar la salud de la persona, su apariencia puede afectar mucho su autoestima.

La organización sin ánimo de lucro Wigs For Kids ayuda a estos niños que han perdido su cabello. Recibe donaciones de pelo y hace pelucas con él, luego se las entrega gratis a los niños.

Torrin quería ayudar, así que durante tres años se dejó largo el cabello para donarlo a esta ONG.

Posted by Carrie Breneman Chmura on Thursday, 19 May 2016

El pelo de Torrin confundía a los extraños, quienes algunas veces pensaron que era una chica y algunos incluso lo acosaban en el colegio. Pero Torrin continuó dejándose crecer el cabello hasta el mes de marzo, cuando ya estuvo lo suficientemente largo como para donarlo.

Entonces, seis meses después, Torrin de repente empezó a sufrir una fuerte tos. Al no remitir lo llevaron a un hospital infantil.

El diagnóstico de los médicos

En septiembre, Torrin fue diagnosticado con linfoma de Hodgkin, un cáncer que se instala en el sistema linfático. Cuando la gente en el vecindario de Torrin se enteró, empezaron a recaudar fondos para apoyar a su familia.

También le dieron Torrin y a su hermana regalos, pero fueron robados. Cuando los medios reportaron que estos fueron robados mientras la familia estaba en el hospital cuidando a Torrin, los regalos fueron devueltos.

Posted by FOX 2 Detroit on Thursday, 5 October 2017

Torrin no podía esperar para ir a un espectáculo de lucha, pero a pesar de tener entradas no pudo ir debido a su débil estado de salud.

El 8 de octubre la madre de Torrin, Carrie, escribió en Facebook: “Mucha gente estará decepcionada de que esté aquí pero honestamente, aquí está contínuamente monitoreado, así que me hace sentir mucho más segura”.

Tan sólo esperamos que Torrin se recupere lo antes posible. Por favor, comparte esto para rendir tributo a este niño de 12 años que se pasó tres ayudando a otros niños con cáncer y ahora necesita la ayuda él mismo.