Papá afligido se suicida por ‘devoción y amor’ tras dejar a su hijo en un auto caliente

Un padre de Virginia, en los Estados Unidos, se suicidó después de darse cuenta de que accidentalmente había dejado a su hijo pequeño en el asiento trasero de un automóvil caliente. Se quitó la vida en un acto de “devoción y amor”, según dijo la familia.

Aaron Beck, de 37 años, se suicidó disparándose el mismo día que su hijo, Anderson, de 18 meses, fallecía después de que lo dejara dentro de su automóvil. El trágico incidente ocurrió el 28 de junio en Chesterfield, Virginia.

La familia desconsolada de Aaron dijo que el afligido padre “sacrificó su vida por su hijo en un acto de profunda devoción y amor”.

Según fuentes cercanas, la policía llegó a la casa de Aaron y encontró el automóvil estacionado en el camino de entrada con la puerta trasera aún abierta y el asiento del niño vacío.

Luego, el pequeño Anderson fue encontrado muerto dentro de la propiedad, mientras que Aaron fue descubierto en un área boscosa detrás de su casa, muerto por una herida de bala.

Según New York Post el padre y el hijo compartieron un obituario en el que se contó que Anderson era un “niño pequeño inteligente” que “unió a su familia y fue profundamente amado por sus padres y todo la familia”.

Y añadían que Aaron era “generoso, amable, cariñoso y tierno con su hijo. Su amor desinteresado es un testimonio de paternidad y buen corazón”.

Leer más: Padres ven a su bebé morir por un error común: todos deberían leer la advertencia de este papá

Una página de GoFundMe page ha recaudado hasta ahora más de 7.000 $ para ayudar a los seres queridos de Aaron y Anderson a cubrir los gastos del funeral.

En la página escriben: “El martes por la mañana hubo una tragedia devastadora que arrebató a un padre y a un hijo de mi querido amigo en un instante. Si bien se cubren algunos gastos, esto no es algo que se pueda planificar adecuadamente. Este GoFundMe se está iniciando para ayudar a aliviar parte de la carga financiera de sus hombros. Muchas gracias por su apoyo a través de esta tragedia inimaginable.

El policía del condado de Chesterfield, Chris Hensley, dijo a los periodistas: “Esta es una tragedia horrible en muchos niveles y nuestros corazones están con la familia y los amigos”.

“Pero hay que aprovechar la oportunidad para que las personas se den cuenta de lo importante que es revisar sus vehículos”.

Nos gustaría aprovechar este momento para recordar a todos nuestros lectores que revisen dos veces sus vehículos siempre que viajen con niños pequeños.

Por favor, comparta este artículo para recordar una vez más las precauciones que se deben tomar al viajar con niños y mascotas.

Deje un comentario si desea enviar un mensaje de amor a la familia de Aaron y Anderson en este momento tan terrible.

Leer más: Madre y padre entierran a su hijo de 2 años y luego son golpeados por otra tragedia incomprensible