Pareja con síndrome de Down, casada 25 años, se ama incondicionalmente a pesar de las dificultades

El amor mueve montañas.

Esto es un cliché que normalmente muchos desearían tener sobre todo si no lo han encontrado. Es difícil argumentar en contra de ello. El amor es más que una simple emoción – es la fuerza que nos mueve cada día – lo sepamos o no – y es capaz de producir tales acciones que no podemos hacer otra cosa que abrazarlo con fuerza.

Kris Scharoun-DeForge y su marido Paul Scharoun-DeForge saben mucho de ir en contra de todo pronóstico. La pareja tiene 58 y 54 años y nacieron con síndrome de Down. Pero continúan superando todos los obstáculos que se les presentan. Según Reader’s Digest, se cree que es la pareja casada más duradera que tiene Síndrome de Down.

When Kris Scharoun-DeForge spotted Paul DeForge 3 decades ago, she fell in love. Since then the couple with Down syndrome proved the doubters wrong.

Posted by Today Show . on Thursday, 23 August 2018

Kris y Paul no solo han estado juntos mucho, mucho tiempo, sino que su historia de amor es una fuente de inspiración para novios y parejas de todo el mundo. Los dos sellaron su amor con boda hace 25 años, pero su atracción magnética no ha disminuido desde entonces.

Uno se da cuenta de ello de inmediato cuando los oyes hablar el uno del otro. Kris explicó cómo la pareja se conoció en un baile hace 30 años, y su atracción fue algo inmediato …

“La miré a los ojos y vi mi futuro. Me abrió los ojos al mundo”.

Gran celebración cada San Valentín

La pareja se enorgullece de celebrar el Día de San Valentín todos los años, a pesar de que su amor es algo obvio cada día del calendario. Durante el día de San Valentín, Kris le hace una tarjeta a su esposo con sus propias manos, espera a que llegue a casa del trabajo y luego la pareja sale a comer. Aprecian cada momento que pasan juntos y su vínculo es inquebrantable.

El Día de San Valentín del 2018, la pareja realmente tenía algo por lo que estar muy contenta. Celebraban su 25 aniversario de matrimonio, y fue una prueba para todos los detractores que habían afirmado que las personas con síndrome de Down no eran lo suficientemente maduras como para casarse. Esto era un prueba de que estaban equivocadas.

No hace falta decir que la pareja sigue mostrando su capacidad de resistencia. Desafortunadamente, Paul padece una demencia a temprana edad. Es una enfermedad común que afecta a las personas con síndrome de Down. Paul ha sido trasladado a una residencia comunitaria con instalaciones para cuidar mejor de él, pero Kris está con él en cada momento.

Ella dijo: “Cuando me lo dijeron, me puse a llorar. Él es mi vida No quiero estar sin él”.

No importa lo que la vida les haya traído, Kris y Paul luchan juntos, como debe ser. Ellos entienden que mientras compartan el amor entre ellos, no importa lo que suceda fuera de su burbuja. Y esta fuerza es maravillosa y única. ¡En el mundo de hoy, más personas deberían aprender de ellos!

Si tú también opinas que la historia de Kris y Paul es muy linda, comparte este artículo en Facebook.