Cura muere de coronavirus tras darle su respirador a una persona joven que luchaba para respirar

Un cura murió de coronavirus en Italia después de entregar su respirador a un paciente más joven.

Según Daily Mail, Giuseppe Berardelli, de Casigno, en la región italiana de Lombardía – que es la más afectada – fue diagnosticado con el virus y murió en el hospital.

Según los informes, lo feligreses le habían dado un respirador al sacerdote porque estaban preocupado por su salud. Sin embargo, él decidió dárselo a un paciente más joven que luchaba por respirar.

Berardelli era un sacerdote muy apreciado que tenía otros problemas de salud y por eso hacia parte del grupo de riesgo. La historia de su generosidad fue revelada por el sacerdote jesuita James Martin, de los Estados Unidos.

 “Nadie tiene un amor más grande... (Jn 15:13)”, escribió Martin en Twitter.

“Es un mártir de la caridad, un santo como San Maximiliano Kolbe, quien en Auschwitz se ofreció como voluntario para tomar el lugar de un condenado con una familia, y fue asesinado.

“Don Giuseppe Berardelli, patrón de los que sufren del coronavirus y todos los que los cuidan, ¡ruega por nosotros!”

“Don Giuseppe Berardelli, patron of those who suffer from coronavirus and all who care for them, pray for us!’

Hasta ahora, 7000 personas han muerto después de dar positivo por coronavirus en Italia. Un total de casi 74,000 casos del virus han sido confirmados en el país, según informes.

La muerte de Giuseppe se produce después de que el Papa Francisco, de 83 años, les dijo a los sacerdotes que tengan el coraje de salir a atender a los enfermos en medio de la pandemia.

Descansa en paz, Giuseppe, vas a ser recordado por tu compasión y devoción a tu fe.


Comparte este artículo para recordar a un gran hombre y enviar tus oraciones a donde se necesiten durante este momento difícil.