Estos voluntarios pasean a abuelitos para que recuerden la libertad de andar en bicicleta

El paso del tiempo nos atrapa a todos sin excepción y tarde o temprano, si tenemos la suerte de llegar a avanzada edad, nos vemos obligados a dejar de hacer las cosas que más amábamos.

Una de ellas es andar en bicicleta. La libertad que se siente es algo que muchos identificamos con nuestra infancia y, al llegar a la ancianidad, son escasos los que todavía están en forma para pedalear.

Pero gracias a un grupo internacional voluntarios, esto ya no tiene que ser así. Ellos están dando a ancianitos de todo el mundo la posibilidad de disfrutar de la brisa sobre dos ruedas como antaño.

Cycling Without Ages (ciclismo sin edad) está formado por un grupo de voluntarios que llevan constantemente a abuelitos a pasear en bicicleta.

Esta organización sin ánimo de lucro fue fundada en Copenhagen, Dinamarca en 2012, y desde entonces ya cuenta con representaciones en 42 países.

El objetivo de Cycling Without Ages es llevar a personas mayores a dar vueltas en bicicleta en triciclos especiales pilotados por voluntarios.

Los viajes son gratuitos y tan sólo es necesario que se reserven por adelantado.

Con esta idea no sólo pretenden dar una alegría a estos ancianitos, sino también crear un vínculo entre generaciones y evitar que se sientan solos.

Uno de los mayores problemas que enfrentan las personas mayores es el aislamiento social. Estos paseos les permiten tomar el aire y también mantener interesantes conversaciones con los voluntarios.

Un maravilloso proyecto en el que todos aquellos que saben andar en bicicleta y cuentan con un poco de tiempo pueden participar. Te invitamos a visitar su página de internet para saber si Cycling Without Ages está también en tu ciudad.

Por favor, no dejes de difundir esta increíble iniciativa, para que siga expandiéndose por  todo el mundo.