Convertir el plástico en carreteras – la ingeniosa idea que está ayudando a salvar nuestro planeta

Actualmente es difícil evitar usar el plástico, parece como si todo estuviera hecho de este material.

Cuando se inventó en un primer momento, el mundo entero se maravilló por su creación puesto que facilitó muchas cosas en nuestras vidas

Pero ahora se usa para casi todo, desde los biberones de los bebés hasta accesorios de los ordenadores. Ha sustituido muchos artículos que no eran de plástico como los refrescos de vidrio y botellas de leche que son muy difíciles de encontrar en las tiendas hoy en día.

El plástico tarda años en descomponerse y no solo contamina nuestros mares y afecta a la naturaleza, sino que también contamina el aire que respiramos.

Pero una empresa está utilizando plástico para crear algo que para muchos de nosotros nos es difícil de imaginar: es algo que todos deberíamos hacer.

Una empresa en el Reino Unido está convirtiendo viejas botellas de plástico en carreteras y dice que dura más que el material tradicional utilizado para hacer carreteras.

YouTube/BBC News

Aún mejor, el asfalto renovable utiliza solo las botellas de plástico más difíciles de reciclar para fabricarlo, por lo que no se pueden usar botellas de plástico nuevas o reciclables.

Los desechos plásticos granulados se mezclan con el asfalto tradicional para hacer un material que dura tres veces más que las carreteras tradicionales, lo que las hace menos vulnerables a las grietas y los baches.

MacRebur, situada en Lockerbie, Escocia, es la compañía detrás de esta ingeniosa idea que dice que sus carreteras son más baratas y duran más.

El CEO de la empresa, Toby McCartney dice que llegó a esta idea al visitar la India y ver como rellenaban las grietas con desechos de plástico que luego derretían.

YouTube/BBC News

El plástico reciclado reemplaza gran parte del betún como ingrediente en el asfalto, que se crea utilizando combustibles fósiles, lo que reduce la huella de carbono. También es más flexible, por ello es menos susceptible a que se produzcan grietas en caso de temperaturas extremas.

Toby se inspiró en algo que dijo su hija en la escuela. El maestro preguntó: ¿Qué vive en nuestro oceanos?

“Mi hija levantó la mano y dijo “plástico” maestra. Ahora no quiero que mi hija crezca en un mundo así” dijo a BBC News.

Este material también se puede utilizar para hacer entradas a garajes, pistas de aterrizaje de aeropuertos y aparcamientos.

En el siguiente vídeo podrás informarte mejor sobre esta genial idea.

Este es el camino correcto para nuestro planeta y es una opción que todos deberíamos considerar. 

Por favor comparte con la gente que crees que van a apreciar estar historia hoy.