Patrick Swayze deseaba desesperadamente ser padre, pero se fue de este mundo sin lograrlo – ”Hubiese sido un gran papá”

“Se le llenaron los ojos de lágrimas y dijo ‘Quiero tener hijos contigo'”.

Lisa Niemi recuerda este momento que tuvo con su esposo, Patrick Swayze, antes de que falleciera a la edad de 57 años, antes de que pudieran formar una familia juntos y antes de que pudieran envejecer juntos.

Juntos, a lo largo de unos 34 años de matrimonio, la pareja lo tuvo todo, desde la máxima devoción mutua hasta la alegría de compartir una relación exitosa. Pero lo único que pesaba sobre ellos era su sueño incumplido de tener hijos y formar una familia juntos. Lo intentaron durante mucho tiempo y pasaron por dos abortos espontáneos, Swayze y Niemi incluso tuvieron una fase oscura en su relación a consecuencia de ello.

Patrick Swayze and his wife Lisa Niemi, had been together for 34 years.

Gepostet von Growing Old on the Internet 2 am Samstag, 19. März 2016

“Deseaba convertirme en padre, tener un hijo con la mujer que amaba tanto. Y quería ser el mejor padre que se pudiera ser, el tipo de padre que mi padre había sido para mí”, escribió Swayze en sus memorias, The Time Of My Life, según  Boston Globe.

Según Express, Niemi también dijo sobre su sueño de tener hijos: “Siempre fue uno de los objetivos más importantes en la vida. No sé por qué no funcionó y lamento no haber investigado nunca más nuestras posibilidades con los médicos especialistas en fertilidad”.

Al hablar sobre su primer aborto espontáneo, que tuvo lugar el día de San Valentín en 1990, la actriz dijo: “Todavía me emociona”.

“En el momento en que sabes que estás embarazada, es real. Para mí, sufrir un aborto fue como perder a un hijo. Fue desolador. Los dos estábamos muy tristes. Patrick y yo habíamos puesto nuestros corazones en ese niño”.

Junto con el dolor del aborto involuntario estaba saber cuánto quería su esposo ser padre. “Ambos amamos a los niños y siempre tuvimos la intención de tener hijos …”, dijo en el documental, I Am Patrick Swayze, según informó  Closer Weekly “Quién podía imaginar que los abortos espontáneos eran tan dolorosos, emocionalmente dolorosos. Fue muy desgarrador … Le dije, oye, ¿cómo te piensas sobre la adopción?’ Se le llenaron los ojos de lágrimas y dijo: “Quiero tener hijos contigo”.

(Nov. 28, 2005) Patrick Swayze(1952-2009) accompanied by his wife Lisa Niemi pose prior to the premiere of his film "Keeping Mum" in central London.

Gepostet von Kawano Neko am Dienstag, 15. September 2009

El hermano del actor, Don Swayze, sabía cuánto quería Patrick ser padre. “Se notaba que habría sido un gran padre”, dijo Don “… Nunca hubiera querido que Lisa se sintiera mal por haber tenido un aborto espontáneo, pero eso lo destrozó”.

En sus memorias, Swayze escribió sobre los intentos de después de los abortos espontáneos, según Boston Globe. “Me sentí completamente abrumado por el dolor. Queríamos intentarlo de nuevo, pero la pérdida había sido tan triste que no pudimos hacerlo de inmediato”, escribió Swayze. “Supusimos que teníamos muchos años más por delante. Finalmente, comenzamos a intentarlo nuevamente esperando que Lisa quedara embarazada. Pero nunca ocurrió”.

Y tampoco tenían “muchos años más por delante”.

El 14 de septiembre de 2009, Swayze falleció después de una dura batalla contra el cáncer de páncreas.

Swayze se llevó sus sueños de ser padre a la tumba, pero se llevó también en amor de esposa.

Carta de despedida a su esposa

Antes de fallecer, dejó una poderosa carta de amor para su esposa en sus memorias.

“Qué agradecido estoy de que hayas elegido amarme”, escribió Swayze. “Sé que gracias a ti, he encontrado mi espíritu. Vi al hombre que quería ser. Eres mi mujer, mi amante, mi pareja y mi dama. Te amaré para siempre, te amo ahora y lo haré después. Te amo por siempre jamás”.

Niemi también reveló cuánto amaba a su esposo en una confesión que hizo a The Times, citado por Woman Magazine: “Nos dijimos que nos queríamos una y otra vez. Nunca salí de la habitación sin decírselo, y aún así sentía que era suficientes veces”.

Los hijos son la mejor bendición. Pero incluso sin hijos, una pareja no es menos familia. Ellos se tenían el uno al otro, eran una familia preciosa que supo decirse te quiero hasta el fina