Tweet about this on Twitter Pin on Pinterest Share on Facebook

11 ingeniosos consejos para que los alimentos se mantengan más tiempo y ahorrares dinero

163 kilos. Esta es la cantidad de comida aproximada al año que se tira por persona en España, ¡un gran desperdicio!

Una cantidad impresionante, si se tiene además en cuenta que muchos de estos alimentos se podrían haber utilizado si se hubieran conservado correctamente desde un principio. Porque precisamente la conservación es la clave cuando se trata de reducir el desperdicio masivo de alimentos. 

Si se actúa de la manera correcta, los alimentos pueden durar días, semanas, e incluso a veces meses, y al mismo tiempo se conserva el medio ambiente, se contribuye a una sociedad más sostenible y el bolsillo se beneficia considerablemente al no tirar comida innecesariamente. 

Aquí te mostramos 11 consejos interesantes que te enseñarán a conservar de una manera más duradera tus alimentos. Mira la lista abajo y luego comparte con tus amigos para que ellos también los conozcan y puedan actuar de una manera más inteligente. 

1. Huevos

Si tienes muchos huevos en casa, el congelador en la mejor solución para su conservación. Colócalos sin cáscara en una bandeja de cubitos de hielo y añade un poco de sal y azúcar (para su consistencia). Mantenlos en el congelador hasta que tengas que utilizarlos. 

Fuente de la imagen: Twitter

2. Leche

Si la leche va a caducar en breve, coloca el cartón en el congelador y ésta se conservará durante un tiempo máximo de tres meses. Asegúrate solo de dejar un poco de espacio extra en el cartón, puesto que la leche adquirirá más volumen an congelarla. Ten en cuenta después que hay que descongelarla despacio (preferiblemente en la nevera). 

Fuente de la image: Twitter

3. Cebolla 

Podrá parecer algo inaudito, pero si se conservan las cebollas en un panty o medias, podrán mantenerse en perfecto estado hasta un máximo de seis meses. Coloca una cebolla en la media, haz un nudo y cola otra (como en la foto) – y como la cebolla necesita una gran cantidad de aire, es mejor que no se presionen las unas contra las otras, así se conservarán más tiempo. 

Fuente de la imagen: Twitter

4. La salsa de tomate 

Si has cocinado una deliciosa salsa de tomate y ha sobrado bastante, basta con congelarla para su próximo uso. Vierte la salsa en una bolsa para el congelador. Con un cuchillo puedes dividirla en porciones dentro de la bolsa antes de congelarla – así luego si necesitas una porción, tomas una de las partes divididas y la descongelas.  

Fuente de la imagen: Twitter

5. Carne picada

El mismo método de la salsa de tomate se puede utilizar con la carne picada. Se coloca en una bolsa para el congelador y se divide en porciones antes de congelarse. Cuando necesites carne picada descongelarás solamente las porciones que vayas a utilizar.

Fuente de la imagen: Imgur

6. Plátanos

A todos nos ha ocurrido seguro. Hemos comprado plátanos frescos y en nada descubrimos que se están poniendo oscuros. Sin embargo, la solución es simple: basta con envolver los tallos en un plástico y verás cómo se conservan más tiempo.

Fuente de la imagen: Twitter

7. Hierbas 

Las hierbas frescas son estupendas para añadir en la comida. Si planeas no utilizarlas todas directamente, la solución es congelarlas. Toma todas aquellas hierbas que tengas en el momento y que no vas a utilizar, córtalas en trocitos y colócalas en una bandeja de cubitos de hielo. Rellena cada porción de hielo con aceite y mételo en el congelador. Sácalo cuando lo necesites, Pueden conservarse años.

Fuente de la imagen: Twitter

8. Apio y brócoli

No hay nada como el apio y el brócoli, verduras frescas y crujientes. Con un truco fácil se puede conseguir mantener la calidad perfecta durante un mes. Todo lo que necesitas hacer es envolver las verduras en un poco de papel de aluminio y meterlas en la nevera. 

Fuente de la imagen: Twitter

9. Ensalada

Otra verdura que se puede conservar es la ensalada. Pero esta vez no es con papel de aluminio sino con papel de cocina con lo que envuelves la lechuga. Con este truco, el papel absorbe la humedad y la lechuga se mantiene fresca más tiempo. 

Fin de la imagen: Twitter

10. Tarta 

Cuando se está organizando un cumpleaños, nunca sabemos exactamente cuanta tarta vamos a preparar o comprar. Pero si al final sobra, no te preocupes, hay un truco sencillo que permite que la tarta dure más. Coloca dos trozos de pan de tostada blanco en los laterales de la misma, van a quitar la humedad del aire de alrededor y evitará que la tarta se reseque. 

Bildkälla: Twitter

11. Bayas

Las bayas están riquísimas pero suelen madurar muy rápido. Con este truco fantástico podrás hacer que se mantengan más tiempo. Coloca las bayas en un recipiente con nueve partes de agua y una de vinagre blanco. Espera 15 minutos y luego escurre las bayas en un colador antes de colocarlas en la nevera. Esto elimina los microorganismos y posibles restos de moho que se hubieran pegado en ellas. Ello las conservará de una manera más duradera. 

Fuente de la imagen: Twitter

¡Con estos trucos, tus alimentos se conservarán mucho m
ejor – y ahorrarás al no tener que tirar comida innecesariamente!

Comparte con tus amigos estos inteligentes trucos para que ellos también puedan utilizarlos.