Tweet about this on Twitter Pin on Pinterest Share on Facebook

El niño se para. Lo que pasa después es completamente fabuloso.

Uy, uy, uy, mi corazón se derrite. El grupo de música country, Rascal Flatts, tuvo un concierto en Pikeville cuando algo bastante inesperado sucedió. En la pausa del concierto un pequeño niño se decidió por hacer algo inesperado. Se paró de su silla y se fue a las escaleras. Lo que haces después me deja boquiabierta. Qué niño tan espectacular. Me gustaría haber ido a ese concierto. Pero no sólo por ver a Rascal Flatts, más bien por ver al niño estrella.    

Publicado por Newsner, danos like si te gusta:

Publicado por Newsner, danos like si te gusta:

 

Leer más sobre