Historia divertida: La respuesta de la esposa cuando el esposo llega borracho de la fiesta de navidad

Un hombre llega a la casa donde la esposa y está muy borracho después de haber ido a la fiesta anual de navidad del trabajo. Se tira a la cama – pero cuando se despierta la próxima semana queda en shock. 

John se despertó con una resaca pesada después de haber ido a la fiesta de navidad del trabajo. Él normalmente no tomaba mucho, pero justamente en esta fiesta los tragos y las cervezas fueron muchas. Realmente no sabe por qué fue así, simplemente tomó mucho. John no se podía acordar cómo había llegado a casa después de la fiesta, todo estaba muy borroso. Se sentía mal fisicamente y también estaba preocupado pensando si había hecho algo raro y malo durante la borrachera.

Cuando al fin se pudo parar de la cama y abrir los ojos empezó a mirar la mesita de noche. Ahí había un vaso de agua y unas pastillas para el dolor de cabeza. Al lado del vaso había una rosa. John se levantó y se puso la ropa que estaba doblada y arreglada en una silla al frente. Empezó a caminar en la casa y se dio cuenta de lo mismo – por todos lados todo está limpio y arreglado. Parecía como si alguien acababa de limpair todo. John tomó unas pastillas para el dolor de cabeza, pero quedó de piedra cuando se vio en el espejo del baño.

Tenía un morado sobre todo el ojo. También vio que había una nota pegada en la esquina del espejo. En la nota habían pequeños corazones pintados y su esposa también había puesto una marca, que aparentemente venía de sus labios pintados de rojo. También decía lo siguiente:

”Hola mi amor. El desayuno está en la mesa, yo me fui temprano para que pueda preparar tu comida preferida esta noche. Te amo. Tu Jill.”

Pixabay

John se fue caminando a la cocina y vio el desayuno en la mesa. Habían huevos revueltos, café recién hecho y un periódico. El hijo de John también estaba ahí comiendo.

John le preguntó:

”¿Hijo, sabes lo que en realidad pasó anoche”

El hijo respondió:

”Pues tu llegaste a la casa a las 3 de la mañana y estabas súper borracho. Te caíste encima de una mesa en el salón y la dañaste. Luego vomitaste en todo el piso y te chocaste con una puerta. Seguramente por eso es que tienes ese morado en el ojo…”

John estaba confundido y le preguntó a su hijo:

”Vale… ¿Pero entonces por qué todo está tan limpio y arreglado en la casa. Me han dado una rosa roja, el desayuno está listo y la mamá está afuera preparando la cena?”

El hijo respondió: “Ajá, eso…Si porque cuando mi mamá te llevó al dormitorio y te quitó la ropa tu gritaste: “¡¡Déjame en paz, soy un hombre casado!!”

¿Enseñanzas?

Arreglar una mesa dañada tal vez cuesta alrededor de 40 dólares…

El desayuno y el café tal vez costó 10 dólares…

Dos pastillas para el dolor de cabeza tal vez 1 dólar .

Decir la cosa correcta en el momento correcto: ¡Inestimable!

¡Comparte esta historia si quieres que más gente se ría hoy!