Tweet about this on Twitter Pin on Pinterest Share on Facebook

Todos piensan que el padre sólo la acompaña – pero cuando abre la boca deja a Simon mudo

El tiempo pasa rápido, algo que se hace muy evidente cuando ves crecer a tus hijos. 

En un instante pasan de ser bebés llorando a adolescentes rebeldes y es muy importante cuidar el tiempo que pasamos con ellos, porque luego se van de casa y hay menos oportunidad de compartirlo.

Tal y como hace Martin con su hija de 10 años, Faye, de Warrington, en el noroeste de Inglaterra.

Cuando Martin vio que su hija tenía dotes para cantar, decidió llevarla a la audición de Britain’s Got Talent y tener una aventura divertida juntos. Para que entiendan, Martin ha cantado toda su vida y la música es su interés común, algo que comparten padre e hija. 

¡Así que participaron! Y no era un dúo corriente, sino el incomparable dúo operístico “The Prayer”. Sus voces encandilaron rápidamente a la audiencia.

Pero un miembro del jurado, Simon Cowell, se mostró escéptico. No porque dudara de su talento, sino porque se preguntaba si era correcto que padre e hija cantaran juntos.

Entonces Martin interrumpió.. Con un gesto totalmente desinteresado demostró lo mucho que quiere a su hija. De repente, exclamó: “debo decir, que si la aceptas yo puedo irme”.

Las conmovedoras palabras del padre hicieron saltar las lágrimas y crearon nudos en la garganta entre los integrantes del público, y Simon, quien se dio cuenta de que este padre e hija son inseparables, decidió aceptar que los dos participaran en el concurso.

Mira la maravillosa actuación de este padre e hija en el video de abajo:

¡Qué dueto más increíble! Espero que padre e hija puedan continuar disfrutando de su compañía por muchos años. 

¡Compártelo si tambien te impresionó su talento!